Poesía-Narrativa-Ensayo-Agenda Cultural-Concursos Literarios-Talleres de la Ciudad-Entrevistas. Contáctanos a rosarioescribe@yahoo.com.ar

Proyecto Literario

Para publicar

Manual de Publicación

Radio Blog Club

Sindicación

Dejanos tu comentario


Contador de visitas

Eterno Homenaje

    HTML

Estadísticas

Alojado en
ZoomBlog

Encuesta

¿Cuál es el género literario que más te gusta escribir?
Narrativa
Poesía
Ensayo
Dramático o Teatro
Ver Resultados

Febrero del 2010

El negro Arroyo

Por Armando Delponte - 15 de Febrero, 2010, 0:42, Categoría: General

EL NEGRO ARROYO

El Negro Arroyo caminaba muy orondo; no le cabían dudas: había cumplido con su deber, pegándole una buena apretada a esa mocosa díscola. No faltaba más. Para colmo, no era la única: en la fábrica, como por encanto, comenzaron a aparecer últimamente unos cuantos disconformes. A esos nada les viene bien, parece mentira. Y en esta época, con el poco trabajo que hay, y con la que se viene.

Por eso hace falta ponerlos en vereda, por su propio bien. La piba entró hace poco más de un año y viera qué calladita y silenciosa era. Una mosquita muerta. De unos tres meses a esta parte no se tiene idea de cómo cambió la mocosa.  Que la ropa, que los guantes; cuando no es el agua potable es el horario, pero la cosa es que siempre le faltan veinte para el peso. La última queja fue por la falta de bidet en los baños. ¿En qué cabeza cabe? Si quieren tanta comodidad, que se queden en su casa.

A veces lo hacen reír. Hasta el ruido les molesta. ¿Cómo no va a haber ruido en una fábrica? Es lo más natural del mundo. ¿Para qué vienen entonces? Después se quejan si el patrón se enoja y termina echando a unos cuantos. Ah…, porque no es ella sola. Al final, tanta charla y tanta charla, terminó convenciendo a varios de que tenía razón.

Arroyo no quiere ser malo, pero tiene que actuar. Para eso es delegado. Para que a la gente no le falte nada y también para colaborar con el orden en la planta, para que las dos partes puedan convivir en armonía. De otra manera, no hay cuerpo que aguante.

Quizás en algunas cosas tengan razón, no lo niego, pero hay que saber esperar. El sindicato lo dijo claramente: la empresa tiene que vender, para ganar mucho dinero y salir adelante. Eso es lo primordial. Entonces sí, ahí va a poder hacer alguna de las cosas que le piden. Algunas, no todas.

Por eso le recomendaron que hablara con la chica, para tranquilizarla un poco y que comprenda. Tal vez, en el fondo no es mala, pero tiene esa rebeldía…, claro, la juventud. Y como tiene también facilidad para eso, arrastra a los demás.

El secretario general le recomendó lo mismo, aunque él es distinto: es más tolerante y comprensivo que el patrón. Él es un compañero. Debido a eso, quiso que la hablara Arroyo, un hombre mesurado, para que la cosa no pasara a mayores. Todo se puede arreglar mediante el diálogo. De manera que intervino él, Arroyo.

No vayan a creer que le fue muy fácil, no. Cuando empezó a hablarle, la chica reaccionó mal, insultándolo. Imagínense, tratarlo de alcahuete a él, que no hace más que preocuparse por la gente y cuidar la fuente de trabajo. Pese a todo, continuó pacientemente su labor de convencimiento, hasta que llegó al límite.

Su madre era sagrada, no iba a andar en boca de una chinita cualquiera y mucho menos de una revoltosa que todavía no había terminado de romper el cascarón. Ella no era nadie.

La tomó por las muñecas y la llevó, entre injurias, hasta quedar ocultos entre dos máquinas, poniéndola de espaldas contra una de ellas. Después, apoyó su cuerpo contra el de ella, para que sintiera quién era el más fuerte. De paso, que supiera que estaba frente a un hombre. La "mocosa" no parecía tener mucho miedo y pudo, pese a su inmovilidad, propinarle unos certeros rodillazos aunque, en un momento, comenzó a flaquear.

Entonces la chica gritó y, ante sus gritos, se acercaron varios de sus compañeros. Arroyo no tuvo más remedio que irse, en medio de los insultos de todos, tratando de recordar bien la cara de los presentes. También formaba parte de su función.

Se alejó, pensando que su trabajo estaba bien hecho y que la situación cambiaría un poco. Él, había cumplido con su deber.

Lástima que las cosas sucedieran así –pensó arroyo – que fuera tan rebelde. La pendeja estaba linda, muy linda.

De última, no estaría mal invitarla a salir.     

                                                     ARMANDO DELPONTE

                                                                                      

                                                                                         Febrero de 2009

Permalink :: 87 Comentarios :: Comentar | Referencias (0)

Taller de lectura y reflexión.

Por Talleres de escritura - 10 de Febrero, 2010, 10:43, Categoría: General

La mujer y el hombre en la literatura, la cultura y la historia (de mandatos, prejuicios y algo más)

El próximo jueves 11 de febrero, comenzará un nuevo taller de lectura y reflexión. En esta oportunidad, se tomará como eje temático la femineidad y la masculinidad dentro de los condicionamientos impuestos por nuestra sociedad.

El objetivo es crear un espacio grupal de encuentro con la literatura, a través del intercambio de ideas y emociones. Se contará con el aporte teórico de profesionales en otras disciplinas: histórica, psicológica y filosófica que esperamos, pueda enriquecer la comprensión de nuestras propias problemáticas y las de nuestro entorno.

La duración del taller es de diez encuentros, todos los jueves de 18.30 a   20.30 hs. en BUCHÍN LIBROS, Entre Ríos 735. El material que vamos a utilizar estará disponible en la fotocopiadora XQ., y el costo, por encuentro es de $15,-. Para el que prefiera abonar todo el ciclo, es $ 120,-

Coordinadoras: Graciela Shapiro - Elisa Palchik - Vanina Cisi - Ana Rebechini                                  

Informes: 4215134/156-611780                   

Permalink :: 61 Comentarios :: Comentar | Referencias (0)

Taller de Narrativa "El libro de arena"

Por Rosi Mendicino - 6 de Febrero, 2010, 16:28, Categoría: General

Para todos los que naveguen por estos mares virtuales les cuento que el taller que tengo el placer de coordinar cambió el día de reunión.Seguimos en Buchín Libros (entreRios735) pero los viernes a las 18.Están invitados a espiar para saber que pasa allí , sin compromiso por eso es una invitación.Los espero 

Permalink :: 68 Comentarios :: Comentar | Referencias (0)

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.